A vueltas con el IBI

En los últimos meses se han celebrado tres plenos con algo en común: la subida del tipo impositivo del IBI. Esta medida viene originada por la aprobación, el 1 de junio pasado, de un plan económico financiero a dos años por haber incumplido la regla del gasto, pero hasta noviembre las voces no han empezado a clamar. Se ve que durante los cinco meses anteriores no era tan grave o no interesaba tanto.

Entendemos el revuelo causado, a nadie le gusta que le suban los impuestos, para eso haría falta una conciencia social mucho mayor y también que fueran más progresivos y dependientes de la renta, como llevamos años reclamando. Muchas personas y algunos grupos políticos preferirían recortar en gastos de personal, cosa que, por cierto, ya se ha hecho con este plan. Esta nunca ha sido ni será nuestra postura, creemos que la responsabilidad y el interés común son más importantes que el populismo o que recibir palmaditas en la espalda.

Ahora que están tan de moda los teóricos defensores de la Constitución, que no los que la cumplimos, les recomendamos hacer memoria del artículo 128.1: Toda la riqueza del país en sus distintas formas y sea cual fuere su titularidad está subordinada al interés general.

Como representantes de los ciudadanos debemos ser responsables y pensar, con el conocimiento y la capacidad de análisis que se nos supone, que el ayuntamiento está para prestar servicios y para ello necesita ingresos y personal, ambos. No es posible hacer las mismas cosas para más habitantes con menos medios.

Echamos de menos esa responsabilidad, ese “¿qué haría yo si tuviera que decidir?”. La “oposición en la sombra”, ese tripartito que trabaja cuando se terminan los plenos y que miente descaradamente al decir que apoyamos al PP, debería ser más productiva y propositiva. Y nuestros compañeros de la oposición “oficial” tendrían que mirar dentro de sus casas para saber quién está manejando realmente a nuestros representantes políticos.

María Santos Ricoy

Marcar el Enlace permanente.

Comentarios cerrados.